Fiesta de máscaras

Fotografía: Ilse Castillo | Jaqueline Trejo | Antonio Juárez

Fiesta de Máscaras
El pasado 26 de Octubre del año que nos deja, sábado que todos esperábamos emocionados, contentos y con el disfraz circunspecto, concluyó la espera de la gran fiesta de máscaras que se dio a cabo por motivo del tercer aniversario de la sonada banda  “Los llévame”.

Los Llévame @Fiesta de Máscaras

Comentábamos sobre la locación poco común y ubicación algo extraña, algunos que arribamos al lugar puntualmente a las 19:00 horas. Camino retirado a nuestras habituadas concurrencias de la zona centro de la ciudad, dónde la mayoría pensamos, es el suceder de todo. Esa noche, era la excepción. Como servicio a la comunidad sedienta de espectáculo, el diseño de un croquis bastante especifico publicado en Facebook, llevaría nuestros oscuros traseros al  “acceso3” ubicado entre 5 de Febrero y Avenida Revolución. A la entrada, un gran estacionamiento dividido con una reja blanca del resto del parque Industrial Benito Juárez y al pasar la fachada altísima con cortina metálica de lo que parecía ser una fábrica de tarimas, se encontraba una linda mesa de regalos con un juego de azar bastante osado. Consistía en rascar pequeños círculos donde encontrarías el número del premio a recibir. Opciones como un lindo tatuaje de agua (yo me lleve uno de florecitas) un chilito en polvo o un puñetazo en la cara, ¿pero, por qué? pues como agradecimiento de tu aburrida presencia (broma). Eso y ricas gelatinas en vasitos de una onza, sin alcohol (no es cierto) y bellas calaveritas de azúcar, ¡totalmente gratis!  Las ya populares máscaras y su inconfundible diseño, en caso de no contar con un disfraz, podías adquirirlas como predicaba la leyenda del evento, por el precio de treinta miserables pesos.

Fiesta de Máscaras

Un Altar hecho con esmero cumplía con la espiritualidad del evento y dichas fechas, fieles difuntos y todos los santos, merodeaban a las vías del tren observándonos dentro del bodegón. Comenzábamos a sentir el calor de una larga noche delante de nosotros con mucha buena música y variedad de estilos. Espíritus afuera en el resoplar del frío. Músicos entusiasmados por el buen ambiente e inspirados por el latón a treinta varos y el mezcalito a diez pesitos ¡Y cómo no!  La parte trasera de un tráiler, como plataforma del escenario en el que se haría notar su presencia.

Fiesta de Máscaras

Memoneo @Fiesta de Máscaras

El concierto comenzó a las 9:30 con el sintetizar unísono pero muy sonriente de MemoNeo el cual nunca saco las monas por más que le gritamos insistentes que no importaba que no trajera de guayaba. Lo que sí saco fue el flow electro beat, dance, muy ad hoc y agusto para calentar el boiler y meternos a la pista con el pisto a bañar y bailar. Con un set de aproximadamente treinta minutos, nos mostró de lo está hecho. Buena música electrónica.

Madhatter @Fiesta de Máscaras

“MadhatteR” y su retorno muy mencionado últimamente, nos hace reflexionar, o por lo menos personalmente, que en efecto, la solidez de las nuevas bandas de rock sólo puede ser lograda e impulsada con la presentación de bandas como esta.  Cumplen con la función de ampliar nuestra visión sobre el paso del tiempo en el estilo e influencias del rock queretano. Una banda formada por tres individuos, alineación tradicional, suficiente para crear un buen rock alternativo, en aquella tenebrosidad. Un ritmo a cargo del bajo y una voz, que me hacían pensar en Deftones. Pasajes con tintes de guitarra hardcorepunk, una batería pronunciada y azotada en seco que incitaba al mathrock. En fusión de todas estas características, la psicodelia encarnaba en el conjunto de acordes y arreglos de sintetizador que se experimentaba en el aire. Excelente puesta en escena para todos los espectadores que nos era inevitable el headbanging y un sencillo movimiento de talones.
Fiesta de Máscaras

Habiendo ellos abandonado el escenario, se volvió a escuchar un poco de música disco, ghostbusters para ser exacta. Mientras se conectaban, nosotros esperábamos escucharlos como banda invitada.  Atraídos por el proyecto nocturno, nos visitaban desde cdmx. “TAURINA” era la banda con más integrantes hasta ésa hora, casi las 11:00 pm. Presentando su disco “Ve más allá”. Una banda sospecha del rock clásico de los años 70´s (nunca estuve ahí)  un sintetizador atmosférico, letras de desesperación provenientes de una voz que evocaba a Saúl Hernández, al igual que las percusiones de rock latino.

 

En la otra esquina aguardaban impacientes “Los Pilots cats”Entonces el réferi abandono la pelea para formar parte de los fervientes seguidores del rockabilly. Ya sudados en la pista, esperaban seguir saltando y soltar uno que otro putazo, chicas lindas fantaseaban al galán con peine y chaqueta de cuero quien se animaría a sacarlas a dar vueltas hasta vomitar. En un par de minutos más, las olas de guitarras eran surfeadas con efusividad al ras del escenario, en efecto el bailongo había comenzado.

Los Pilot Cats @Fiesta de Máscaras

Fiesta de Máscaras

Los Llévame @Fiesta de Máscaras
El lugar se encontraba casi lleno al inicio de la cuarta y festejada banda “Los llévame” haciendo una entrada triunfal. Subiendo al stage en un elevador de cajas al cual yo me subí después para tomarles fotos, las cuales no van a ver porque salían todas negras debido a mi torpeza de no haber retirado la tapa al lente de la cámara y por favor no se burle. Esto es serio. La cosa es que, al estilo del cuarto round de las luchas mexicanas, cumplían con sus respectivas máscaras y vestimenta abrillantada, la gente los aclamaba, les llamaba por su nombre a querer más y más. Agradecieron amablemente a amigos, conocidos, colegas y público en general por el apoyo a su trabajo y lo logrado hasta entonces.  La fiesta estaba en su auge y todos los sabíamos, coreando a todo pulmón “con tu sangre que no se va, con tu sangre que se queda…”

Los Llévame @Fiesta de Máscaras

¿Y los baños? Hasta su punta ¡Oh madre de todos los muertos! Muchos queriendo miar y el baño de las grrrls lleno de caquita y sin agua. Ni modo, muchas tuvimos que rifarnos a entrar y hacer de aguilita en los recintos urinarios masculinizados (en realidad nada del otro mundo).  La verdad es que afuera había mucho llano, no en llamas, si no, bastante oscuro para hacer de la pipí sin mayor problema, la aplique también, debo aceptar.

Fiesta de Máscaras

Los disfraces jugaban el protagónico de la noche, era tan divertido no reconocer tanta cara familiar debido al mood de la fiesta. Había el famoso meme caballo, chicas sexys con capas y colmillos o pelucas de colores. Un unicornio, muchas máscaras, en su defecto, calacas, un comegalletas que me quede con ganas de estrujar, un sombrerero borracho y loco, cuernos de chivos, diablillos, goths y mucha actitud.

Fiesta de Máscaras

Fiesta de Máscaras

Ya con el alcohol a la cabeza y la sensualidad a flor de piel, el escurrir de sus respectivos maquillajes y pinturas era notorio.  Así que era hora de lanzar los brazos al aire con las últimas dos bandas al escenario. “Metzkal Birage”  toco para las parejitas horrorosamente enamoradas y los ligues que se lanzaban miraditas suspicaces entre las luces y el papel picado que adornaba la mitad del salón. Nos dejó paralizados con su violín eléctrico, la mezcla de diferentes instrumentos fusionados para deleitarnos con un electro lounge/house y una lírica amena. La noche arriba y Saturno seductor, nos llevaban al filo de la madrugada, el gambeteo jamás quedó estático.

El lugar seguía llenándose de invitados, la música y las risotadas acorralaban el lugar. El ambiente era un gorjeo en crescendo.

Fiesta de Máscaras
Fiesta de Máscaras

A manera de ir cerrando, de la mejor forma posible, llego la cumbia para sintonizarnos a todos en la efusividad del arranque güapachoso, esto casi a la hora de la resurrección. Porque, ¿Qué es de una fiesta sin un “Pandita sonidero”? pues si el nombre resulta bastante simpático con sólo mencionarlo, imagínense como se puso el ambiente. Ya todos despeinados olvidando el disfraz, se dejaban caer en los brazos de su amada, amigos se empiernaban para despedir la larga velada que iba desvaneciéndose por lo borroso de la situación. Fotos, risas y amigos se despedían ó se organizaban para continuar hasta que el sol reapareciera y el tibio calor de la resaca los hiciera regresar a sus respectivos hogares. Fue una buena noche, para todos los asistentes. ¡Ojalá se repita!

Fiesta de Máscaras

Acá el link flickr de la galería donde encontrarán más fotos.

Sobre el autor
www.fb.com/ilse.castillo.3557

Music Blitz © 2018 All Rights Reserved