Memorial: Una fiesta contra el olvido.

Dos de octubre es más que una frase cantada, fue más que un puñado de consignas y un montón de desinformación. Jamás volvió amanecer realmente soleado después del terrible suceso que retumba aún en las mentes de quienes estuvieron ahí e incluso de quienes vinieron después, porque la memoria ha de prevalecer y porque el dolor es grande. Desgraciadamente no mucho ha cambiado desde entonces. La represión es un secreto a voces en un país donde la justicia se ha transformado en menos que un chiste. El miedo se ha esparcido por las calles, las pantallas de nuestras computadoras y teléfonos celulares no brindan sosiego ni descanso. La verdad se ha difuminado a tal grado que a veces preferimos simplemente no mirar. Ocultar lo terrible nunca será una solución; las protestas continuarán, las calles seguirán resonando de consignas y las paredes se entintaran con el mensaje que tengan que comunicar, muy a pesar de los berrinches e injurias lanzadas por los estirados defensores del dichoso patrimonio. La dignidad humana siempre se antepondrá y atrocidades como las del 68 y Ayotzinapa nunca podrán ser olvidadas. Cualquier intento por honrar la memoria ha de ser bien celebrado, por pequeño que sea.

Memorial: una fiesta en contra del olvido

Memorial es una fiesta contra el olvido (Aunque el alcohol intente hacernos creer lo contrario), en ella se reunirán agrupaciones amigas, músicos no profesionales y melómanos que decidieron hacer las cosas por sí mismos debido a que las voces en sus cabezas son fuertes y las melodías en la misma lo son aún más. Artistas como Jerry ZZZ y agrupaciones tan enigmáticas como Videosaurio (banda que se encuentra de regreso luego de una prolongada fosilización, por cierto) se dan cita el jueves, cuatro de octubre, para la presentación del proyecto “Satellite Sorder”, que con sus atmósferas Dark Wave y Synth-Rock pretenden hacer ruido en la escena local, colocando en alto la música realmente independiente y las grabaciones caseras. Por cortesía de los miembros de Satellite Sorder habrá a la venta cassettes conmemorativos, totalmente fabricados a mano, que incluyen tres temas de cada proyecto. Esto es sólo una probada de los trabajos discográficos que se avecinan por parte de ellos. Otra forma (Muy recomendada) de adquirir un cassette es recitar un poema, canción o pensamiento al micrófono, la única petición es que sea acerca del dos de octubre.

Cabe mencionar que Sick Parches y Güerogüero estarán vendiendo mercancía propia en el lugar. Diseños únicos y totalmente hechos a mano por parte de estos talentosos hacedores de arte es algo de lo que puedes encontrar si te acercas a ellos. El show visual también mantendrá el espíritu del “Hazlo tú mismo”.

El lugar es el ya conocido Más sabe el diablo cultubar, ubicado en la Av- Universidad, poco después pasar la avenida Tecnológico y poco antes de llegar a la calle de Ezequiel Montes. El jueves 04 de octubre en punto de las nueve tendrá lugar esta fiesta llena de sonidos nuevos.

Music Blitz © 2018 All Rights Reserved